Cumpliendo con los protocolos sanitarios, el Gobierno construye un cementerio provincial

La puesta en marcha de la necrópolis forma parte de los protocolos de manejo de cadáveres y del plan de acción de lucha contra el coronavirus, propuesto por el Ministerio de Salud de la Nación.

 

 

El gobernador, Alberto Rodríguez Saá, durante el reporte diario por coronavirus, comentó que además de la realización de centros de atención de pacientes leves en distintos puntos de la provincia, como en La Pedrera, la escuela de policías, la UPrO y la ex fábrica SCAC, entre otros, el Gobierno de San Luis está llevando adelante la construcción de un cementerio provincial.

El objetivo de la obra es dar cumplimiento a las medidas contempladas en el protocolo de óbitos y como parte del plan de acción de lucha contra el coronavirus propuesto por el Ministerio de Salud de la Nación.

La presidenta del Comité de Crisis, María José Zanglá, explicó que “los cadáveres generados por coronavirus son de nivel dos y tienen posibilidad de contagio”. A causa de la pandemia, se impiden los velatorios y la entrega de los cuerpos a familiares porque se puede transformar en una fuente de contagio, y se debe proceder a la cremación o inhumación (sepultura en tierra) de los cuerpos. Debido a que se puede provocar contagios, se debe sepultar en lugar habilitados que cumplan con los protocolos correspondientes, como el nuevo cementerio que construye la provincia.

El gobernador comentó: “Es un tema que cuesta hablar, pero hay que hablarlo. Esperemos que no nos pase, que no tengamos que usarlo, para eso luchamos. Pero si nos pasa, estamos haciendo esta obra. Estamos tomando todas las prevenciones”.

“Algunas religiones que prohíben la cremación ven bien que se construya este cementerio ante una hipótesis no querida”, señaló Rodríguez Saá, y añadió: “Tenerlo con tiempo va a evitar que, si llegamos a tener una situación no querida, se hagan fosas comunes y no se individualicen. Eso no nos va a suceder. Ojalá nunca tengamos que usarlo, pero si lo usamos va a ser con las mejores condiciones que nos exige la dignidad de la persona”.

El predio, que había sido adquirido por la provincia, se encuentra sobre Ruta Nacional N° 7, entre Villa Mercedes y Fraga. Ya se efectuó la puesta a punto y acondicionamiento de 2,5 hectáreas y actualmente se trabaja en la realización de accesos de circulación y cerramientos.

 

 

 

Fuente: ANSL.

 

 

Deja un comentario