Promesa a la Bandera: Los chicos protagonizaron un emotivo homenaje en el acto central en Toro Negro

Estudiantes pertenecientes a 9 escuelas fueron los protagonistas del sencillo pero emotivo acto que organizó el Gobierno puntano para homenajear a la enseña patria y a su creador, el general Manuel Belgrano, a 200 años de su paso a la inmortalidad. “Ser felices, eso es lo que queremos de ustedes y hoy nos están haciendo felices”, expresó el gobernador Alberto Rodríguez Saá. El jefe de Estado, además, estableció que se pusiera el Pabellón nacional a mitad de asta como señal de duelo por la difícil situación que atraviesa el país a causa del coronavirus. Fue una ceremonia distinta, no obligatoria para los chicos y se cumplieron con todas las medidas de distanciamiento social impuestos como consecuencia de la pandemia.

 

 

“Alumnos y alumnas, ¿prometen ser leales a la Bandera argentina, a los valores de libertad, igualdad y solidaridad que simboliza y a ser ciudadanos que acepten en sus diferencias a todos los seres que viven en nuestro suelo?”, fueron las palabras enunciadas por el ministro de Educación, Andrés Dermechkoff, ante los 17 alumnos de escuelas del interior provincial, quienes respondieron con un contundente y estruendoso “Sí, prometo”.

El acto oficial por el Día de la Bandera, en conmemoración del fallecimiento del general Manuel Belgrano, tuvo lugar en el Monumento de Reivindicación Histórica, ubicado en Toro Negro, bajo un estricto protocolo respetando el distanciamiento social y todas las medidas sanitarias. La ceremonia se realizó en horas del mediodía.

El gobernador presidió el acto en compañía de integrantes de su gabinete, legisladores provinciales, intendentes, docentes y alumnos que fueron acompañados por sus familiares.

 

 

“Que emoción que voluntariamente nos hayamos juntado a realizar este acto que desde hace muchos años que lo hacemos en el Toro Negro, en el departamento que lleva el nombre del general Manuel Belgrano, patriota, periodista, economista, militar, y quien tenía un gran amor por la educación y por la patria”, manifestó Rodríguez Saá.

Al respecto de los alumnos promesantes, el jefe de Estado valoró: “Ellos hacen una promesa de ser niños felices, de hacer felices a sus padres, a la familia, a los vecinos, y educarse como niños felices, que jueguen, que lean, que estudien y que sean respetuoso de todas las diferencias que tenemos los seres humanos. Ser felices, eso es lo que queremos de ustedes y hoy nos están haciendo felices”.

Los estudiantes que rindieron su homenaje al Pabellón nacional fueron de la Escuela N° 303 “Sebastián  Muñoz”; de la Escuela N° 166 “Gobernador Narciso Gutiérrez”; de la Escuela N° 92 “Juan Wenceslao Gez”; de la Escuela N° 308 “Nicolás Avellaneda”; de la Escuela N° 84 “Dalmiro Santiago Adaro”; de la Escuela N° 298 “Ministro Eduardo Daract”; de la Escuela N° 380 “Granadero Valentín Domínguez”; de la Escuela N° 224 “Ministro Víctor Guiñazú” y de la Escuela N° 171 “Pintor Bladimiro Melgrajo Muñoz”. El Ministerio de Educación otorgó a cada niño un diploma en reconocimiento a su compromiso

 

 

Asimismo, a través de los medios digitales, otros estudiantes también se comprometieron con la enseña patria.

El titular de Educación, Andrés Dermechkoff, mostró su agradecimiento a los niños “que nos han acompañado” y pidió que “sigamos manteniendo este estatus sanitario”.

“En las escuelas rurales no tenemos muchos alumnos, pero no por eso no deja de ser emocionante la promesa”, comentó el funcionario.

 

 

Bandera a media asta

 

El gobernador anunció que estableció que las banderas ceremoniales sean colocadas a mitad del mástil. “Estamos en días difíciles por la pandemia, el más difícil para la Argentina, la región y el mundo. Después del homenaje, pongamos a media asta como señal de duelo por todo lo que está pasando”, comentó refiriéndose a la situación que atraviesa el país a causa del coronavirus.

 

 

 

 

Fuente: ANSL.

 

 

Deja un comentario